Casos Clínicos

Mi foto
Sevilla, Huelva, El Rompido, Andaluz.
Licenciado en Medicina y Cirugía. Frustrado Alquimista. Problable Metafísico. El que mejor canta los fandangos muy malamente del mudo. Ronco a compás de Martinete.

Educar es difícil.


Educar es muy difícil. No basta con dar ejemplo. No basta con buenas palabras. No basta con buenos colegios. No basta con buenos profesores. No basta con un buen ambiente. No basta con ser estricto. No basta con ser dialogante. No basta con ser padres. No basta con las mejores intenciones…

El gran secreto. ¿Cómo educar de la mejor manera posible a nuestros hijos? Yo no lo sé, pero creo que depende de lo que entendamos por “educar”…

Hace años se usaba la frase “hacerse un hombre de provecho” para expresar el éxito de la educación bien entendida como manera de triunfar en la vida. El “hombre de provecho” se supone que estaba bien formado –aleccionado- para ganarse su sustento con holgura y dejar huella de su bonhomía en su entorno social.  (Lo cual no quita que muchos de estos “hombres de provecho” fueran unos auténticos canallas a todos los niveles por muy buenos colegios donde se hubieran educado).

Yo no puedo hablar con conocimiento de causa de la educación pública, pues todo mi bachillerato le hice en el Colegio Portaceli de los Jesuitas y tan solo mi segundo año de COU lo estudié en el Instituto Martínez Montañés, pero considero que tengo un criterio bien formado dada la importancia que creo tiene la educación en la formación psicobiológica del individuo.

En primer lugar considero que la educación primordial y básica se va adquiriendo en el entorno familiar desde el día de nuestro nacimiento e influyen factores psicológicos muy importantes, desde la lactancia, el cariño de los padres, el entorno familiar… y factores exógenos como el ambiente social, la alimentación, el estrés, la violencia, los tóxicos… Son factores que influirán en la “personalidad” del educando. De echo muchos problemas que encontramos en adolescentes “difíciles” no son sino reflejo de estos primeros años de vida que siguen aún creando ansiedad y miedos en sus subsconcientes. Aquellos “niños de la guerra” que han crecido en un ambiente de precariedad y de racionamiento tienen –tuvieron- otra escala de valores de los que hemos crecido en un país ya sin bombas ni crímenes ni “buenos” ni “malos”.

Y al Cole. Desde pequeños afortunadamente en España la escolarización es obligatoria y gratuita. La figura del Maestro, tan importante en cada capital, ciudad, pueblo, poblado, pedanía donde hubiera dos o tres niños, ha sido siempre un pilar básico en nuestra sociedad. Y así se lo demostrábamos con respeto y con gratitud.

Los Maestros y Profesores de los Colegios, Institutos, Centros de Formación Profesional, etcétera, han sido imprescindibles e indispensables en la renovación e innovación cultural de este trozo de tierra que pisamos. Concebían la enseñanza como un método de formación basado en el esfuerzo, el estudio, el mérito y la preservación y el conocimiento del patrimonio cultural de nuestro país y de sus diferentes regiones.

Pero en la España de las Autonomías los encargados de mantener el nivel educativo se han cubierto de mierda hasta las cejas con las distintas y sucesivas Leyes Educativas que mas parecen Normas de Mala Conducta que cualquier otra cosa.

Lo que cito a continuación no es inventado, todo esta en las hemerotecas.

El alumno no precisa esfuerzo alguno para progresar. No tiene que demostrar sus conocimientos adquiridos. No se somete a exámenes sino a “evaluación continua”. Progresa adecuadamente haga lo que haga. Nunca repite. El Maestro va perdiendo autoridad dentro de la clase. Prohibido reñir y mucho menos castigar. La pérdida de respeto a los Profesores es progresiva e irreparable. El “tú” por delante que no falte. Y ten cuidado que te denuncio por acoso si me preguntas en clase más de la cuenta. La violencia contra los Maestros y Profesores es habitual y no está castigada con la expulsión inmediata del alumno.

Los textos “educativos” los redactan los políticos del partido que gobierna. Los profesores críticos con este sistema son relegados y expulsados. El profesorado “progre” afín al partido entra en acción. El alumnado es el que dispone las normas de la clase. Ni esfuerzo ni disciplina. No se permite que sobresalgan los que quieren estudiar y progresar. Todos igualados por abajo. No importan las notas. Esta permitido copiar. La excelencia está mal vista…

Yo estoy seguro que todos estos años de decadencia “educacional” pasarán una gran factura a todos los españoles. Volveremos a ser el hazmerreír de los países bien educados los cuales cuentan con excelentes alumnos en todos las asignaturas y no podremos competir con ellos.

Nuestras Universidades ocupan los puestos más bajos del escalafón en Europa. Nadie viene a formarse a España. Solo vienen estudiant@s un año sabático a tomar el sol, beber alcohol y chingar. A trabajar y crear riqueza se van a otros países europeos.

Y en una región española no se puede estudiar en español, no editan libros de texto en castellano, solo en catalán…

Para colmo el ejemplo que en los últimos años dan a los jóvenes de ahora los políticos corruptos, los prohombres de negocios, financieros, presidentes de patronales, los intermediarios, los asesores, los banqueros, es asquerosamente vergonzoso… y hace mucho daño en la educación social de los españoles. Todo esta permitido con tal de hacerse rico…

¿No va a ser difícil educar a nuestros hijos…?

Ofú ofú ofú….






4 comentarios:

  1. Estimado Celso.
    Aunque no tiene mucho que ver, al leer tu entrada me acorde de un escrito que tenia pendiente de publicar en mi Blog y me he dado prisa por acabarlo. Te dejo el enlace pues creo que te alegrara recordar algunas cosas de tu Vieja Facultad de Medicina.

    http://elpinchomoruno.blogspot.com/2013/09/bar-el-comendador.html

    Recibe un abrazo y espero que te guste.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Magnifica tu entrada Pincho.
      Te he respondido en tu Blog.
      Un abrazo fuerte colega.

      Eliminar
  2. SOMOS LA GENERACIÓN DEL BABY BOOM, Celso, la que surgió de una posguerra que dejó a España hecha un baldío, nuestros padres fueron educados y formados en un ambiente de reconstrucción, de esfuerzo, de disciplina (no hablo de política, sociología más bien) y de austeridad a todos los niveles, después, ellos, ya más reconfortados y el país mejorando..(no hablo de política, repito), hicieron lo propio con nosotros, de modo que fuimos a colegios donde el esfuerzo y la rectitud (demasiada a veces) la aprendimos de manera concienzuda, había diferencia de clases e injusticias por arreglar y libertades que recuperar.., pero se nos ha ído de las manos, creo yo en mi manera de ver la vida..
    Con la llegada de la siempre bienvenida democracia, saltamos de júbilo, no era para menos, vimos de lejos algo que nos pareció "el dorado", crecimos en estatura y libertad y quisimos darle a nuestros hijos, nietos del baby boom el descubrimiento de un mundo lleno de comodidades, un jardín del Edén, licenciaturas, coches, puestos de responsabilida y todas las comodidades habidas y por haber..
    Pero ocurrieron dos circunstancias no previstas:
    Una: Lo que vimos no se correspondía con la realidad, el jardín del Edén era realmente un patio con macetas del que nunca nos debimos desprender, y no lo supimos ver..
    Dos: Los que subieron al poder se hicieron piratas y sin compasión fueron al abordaje y a día de hoy nos has dejado con el barco escorado, varado vacío y roto..
    Debemos tener alma de piratería, no lo sé, el caso es que a los que a Dios gracias no nos tocó gobernar y por tanto sabotear, esquilmar, nos encontramos con nuestros hijos desolados, los educamos enseñándoles el paraíso y se ven en un patio donde tienen que regar las macetas que se están marchitando..Pobres hijos nuestros!!!!.-
    No soy pesimista, no, la realidad nos lo cuenta cada día..lo bueno, saldremos y el péndulo de "la vida es dura por cohhones", hará que las nuevas generaciones tengan más cabeza..espero..Creo que si, que en eso al menos soy optimista y el instinto de la supervivencia siempre ha sido muy fuerte..

    ResponderEliminar
  3. Perdón, pero escribo sin leer después, las faltas y demás..qué mala costumbre..

    ResponderEliminar

Para hace comentarios libremente has de tener una cuenta de Google: loquesea@gmail.com
Solo se tarda un minuto, si acaso.
GRACIAS COLEGAS.