Casos Clínicos

Mi foto
Sevilla, Huelva, El Rompido, Andaluz.
Licenciado en Medicina y Cirugía. Frustrado Alquimista. Problable Metafísico. El que mejor canta los fandangos muy malamente del mudo. Ronco a compás de Martinete.

El Tonto Bilorio


Expresión que he escuchado desde que tengo uso de razón en boca de mi tata Remedios. Cuando quería expresar que alguien no era digno de ser escuchado ni era ejemplo útil a seguir, decía: “ese es un tonto bilorio…” y yo me quedaba entonces tan tranquilo y tan satisfecho sabiendo que el susodicho ya me importaba menos y me hacía sentirme diferente a él.

El “tonto bilorio” de mi niñez casi siempre era un niño mayor que yo que mi a tata no le gustaba su comportamiento y de esa manera se refería siempre a él. Esos tontos bilorios impuestos por la sentencia de la tata Meme nunca defraudaron y ya de mayores yo mismo pude constatar efectivamente que el susodicho era merecedor de tal dignidad sin ningún género de duda.

Y la verdad es que el adjetivo “bilorio” tan bien pegado al apelativo “tonto” lo tengo mas que incrustado en mis neuronas y lo uso con soltura del que sabe bien lo que significan las cosas y los palabros.

Porque además, dentro de la gran colección de tontos que he ido coleccionando a lo largo de mi vida y guardo en el álbum especial que tengo para ellos en mi memoria, hay un apartado especial y bien señalado para esos Tontos Bilorios, palabras que tan buenos recuerdos me traen de mi niñez y adolescencia al lado de mi queridísima tata Meme.

En mi adolescencia emprendí la ardua tarea de distinguir a los bilorios de entre tanto tonto (entonces el primero de los tontos: yo) que empecé a tratar y a confundirme con ellos. Yo fui tonto una temporada –creo- impulsado por el ambiente en que a veces me desenvolví, pero no lo suficiente –creo- para no saber distinguir entre mis amistades y conocidos a aquellos genuinos tontos bilorios que tanto rechazo me producían.

Entonces comencé a diferenciar y a definir a los tontos bilorios. Son aquellos que no tienen pudor en anunciar sus credenciales y dignidades absolutamente tontainas, tanto en su forma de actuar y comportarse, de hablar, de vestir, de figurar, de querer ser el niño en el bautizo, el novio en la boda y el muerto en el entierro, como de querer impresionar con idioteces, de no saber el terreno que pisan, de perorar sin sentido ni coherencia, de no ser capaces de avergonzarse de sí mismos por muy en ridículo que se pongan…

El bilorio es una especie de tonto con premeditación y alevosía. Tonto “con balcones a la calle” que se exhibe públicamente sin pudor; tonto que se quiere hacer el interesante y resulta patético, que quiere ser simpático y deviene en grotesco, que no es capaz de aceptar su tontería e insiste en una huida hacía adelante cada vez más llamativa y mas "biloria..." Son tontos con avaricia y codicia de tal manera que si dan con un tonto de rango superior a ellos lo copian e imitan como si les fuera la vida en ello... en eso basicamente consiste "ser bilorio", en querer ser cada vez mas y mas tonto.

Con el paso de los años las personas “normales” nos vamos despojando de las tonteras de la juventud y vamos adquiriendo conciencia de nuestra realidad y de quienes somos, de nuestro entorno vital, de adonde queremos ir y como vamos a intentarlo de la manera más coherente posible dentro de las normas básicas de convivencia ética, educación, leyes, posibilidades económicas, etcétera.

El tonto bilorio carece de la percepción de la realidad del lugar que ocupa en el mundo ya sea dentro de su familia, de su trabajo, de sus amistades, de sus conocidos y de sus posibilidades socio-económicas. Siempre está fuera de lugar y diciendo banalidades. El paso de los años solo hace que aumente su fama de tontaina. Hasta la cara se le acomoda y se le pone “cara de bilorio”…

Por supuesto que conozco a varios tontos bilorios que merecerían ser nombrados aquí y ahora, pero no es mi intención señalar a nadie.

Rebusquen ustedes entre sus tontos preferidos y señalen con asteriscos a aquellos que consideren bilorios.

Verán como son más de los que ustedes creen…

PD. No puedo resistirme a decirlo: en mi clasificación de tontos bilorios el primero es Diego Armando Maradona.

8 comentarios:

  1. BUENO, CELSO, pues que cada uno vaya por la vida a cuestas con sus tonteras, mientras no le hagan daño a nadie bien está..palante bonit@s.-
    Bastante tienen con ser tont@s y dar evidencia de su tontez para que los señalemos..
    Yo mismo soy una tonta..pero no soy ni:
    -Biloria, porque la tata Meme nos enseñó muy bien lo que éso era.-
    -Ni del Bote no tengo barcazo con los que dar bandazos sin ton ni son y llegar hasta la orillo como un tiburón.-
    -Ni de Capirote (no muero ni me enfrento con nadie por ninguna cofradía, me gustan todas por igual).-
    -Ni de Nacimiento, no nací tonta..ni me entusiasmo con los portales de belenes, que hay mucho@ ¿eh?.-
    Mi tontera es y se debe a mis propias deficiencias, a lo que por más que quiera no puedo llegar..lo bueno es que lo sé.-
    Un beso hermano.-

    ResponderEliminar
  2. LOS TONT@S DEL CULO, es un apartado que en mi opinión está absolutamente inventado para los politic@s.-
    Y es que nos marca con absoluta exactitud donde hay que darles la patada precisa, exacta, cuando empiecen (que empiezan, tarde más o menos) a darnos por el mismo a todos los inocentes, les hayamos votado o no..
    Los ton@s del culo son los Honrados gobernantes que se salen de sus funciones, o abusan de ellas, entonces es cuando hay que darles la patada en el sitio que precisan..en tol culo y mandarlos a freir moscas, porque sino terminaremos como ya hace tiempo que hemos terminado..
    España ha padecido históricamente de éstos tont@s..así nos va..Y ya termino que no soy nadie para pontificar más sobre la tontez humana, mira Celso, lo peor que hay en este mundo es este que te voy a decir:
    El tont@ mal@..ahí hay que tirar la olla de caracoles y echar a correr lo más lejos que se pueda..
    Condió.-

    ResponderEliminar
  3. ¿PORQUÉ ESTARÉ ARREPENTIDA DE HABER PUESTO TODO ESTO?

    ResponderEliminar
  4. Bueno... Si te sirve de consuelo, a mí me instruyes. XDDD.

    ResponderEliminar
  5. Yo tengo un dicho que dice:
    Nunca te acerque a una cabra por delante ni a un burro por detrás........y a un tonto por ningún lado.-
    Un cordial saludo.-

    ResponderEliminar
  6. LA VIDA MISMA.-
    -María, oye Antonia, le dice una anciana a otra en la residencia en la que las dos estàn acogidas y recogidas.
    -Antonia, que..
    -María, po no que disen que hoy vienen uno chiquillos vestíos de canina y de muertos con una calabaza que tiene cara que disen que mete miedo na ma verlos.
    -Antonia, bendito Dio ¿y pórque hasen eso?..
    -María, disen que es una fiehta moderna, que ahora lo difuntos son así, y ma dicho Paca que cuando esos bichos se ponen delante de una disen cosas raras argo así como "trcotroco tracataca"..
    -Antonia, po serà ese el lenguaje de loh muertos..cuida cuidao..no hay verguensa, vení a asustá a uno viejos que tienen la muerte tan serca..
    -María, y sin respeto pa na, en mi ochenta y siete años de vida no he vihto menos verguensa que ahora..y de onde coño san sacao eso??.
    -Antonia, dise que de loh americano y que se llama er jaulín o ajulín..yo que se..
    -María po mira, mañana te viene pa mi habitasión y le resamo a nuestros difuntos las dos trankilas y no vemos ese circo porque no nos da la gana..que ha pasao una en la vida mucho pa que se cachondeen de lo ma sagrao en nuestra caras..
    -Antonia, vamoh que si..y que le den por saco al jaulín ese..Señó..lo que noh quedaba por ve..Bendito sea er podé de Dió..

    ResponderEliminar
  7. CUANTO TONTO CON TODOS MIS RESPETOS, si, este es un comentario sobre la figura de Gabriel García Márquez que pongo aquí por no mancillar su nombre en la página Cien años de soledad...
    Desde que el genio murió, en las redes sociales no veo más que críticas hacia el autor colombiano, y no me extrañarían si fueran o fuesen críticas literarias sobre su obra, técnicos en el tema a los que no les gusta la forma de expresarse ni el arte de GGM que es muy respetable faltaría más, pero no, son críticas sucias infames advenedizas y lo peor, muy snob porque a las élites de la intelectualidad de tendencias derechistas y de izquierdas, les da el mismo coraje la personalidad de este hombre que es lo que critican para mi asombro.
    Dicen para empezar que era amante del dinero, que poseía una gran fortuna y casas por casi toda América Latina y en Barcelona, no, las ventas de libros las van a cobrar ellos......Dios, y los libros se venden porque gustan y eso da dinero y con el dinero se compran cosas...y casas...
    Que era simpatizante de Fidel, (todos nos equivocamos, pero eso no quita para contar maravillas), que Obama el (lo acabo de leer) rey del capitalismo feroz lo ha elogiado (ufff), que en su libro Memorias de mis putas tristes GGM hace proselitismo de la pederastia, en el libro un viejo acabado vive una historia de amor con una prostituta adolescente, bien, por esa misma razón podríamos tacharlo de genocida sangriento cuando manda a los Buendía a las guerras eternas y putero cuando uno de los hijos del coronel se escapa con una puta canija y triste a la que una matrona inmensa explotaba...
    Por esa misma regla de tres a Thomas Mann con "Muerte en Venecia" ¿de que tendríamos que tacharlo?, y es una de las novelas más bellas y sutiles que he leído, y a Miguel Delibes, he oido que lo acusan de matador de animales por su afición a la caza............Al escritor de "Los santos inocentes", obra cumbre de la crítica más feroz sobre la desigualdad y las injusticias humanas...Y así muchos, el otro día ya sin poder más les contesté a los intelectuales de los cohhones que lo mejor sería reinstaurar la censura y así nos quitábamos de un plumazo todas estas cuestiones.
    Repito, no es por una cuestión de gustos, GGM puede gustar o no, faltaría..., pero es difamar sin razón, gratuitamente, pero la envidia es mu mala.-

    ResponderEliminar

Para hace comentarios libremente has de tener una cuenta de Google: loquesea@gmail.com
Solo se tarda un minuto, si acaso.
GRACIAS COLEGAS.